Skip to main content

En el Día Mundial del Agua 2024, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) enfoca la atención en el tema crucial de «Agua para la paz». Este año, el mensaje resalta la conexión intrínseca entre el agua y la paz, señalando que el agua puede ser tanto un catalizador de la armonía como una fuente potencial de conflictos.

Día Mundial del Agua 2024

El acceso equitativo y sostenible al agua es fundamental para la estabilidad y el bienestar de las comunidades y naciones, y es lo que ONU quiere recalcar este año para el Día Mundial del Agua 2024.

Por esto, la Organización de las Naciones Unidas, enfatiza en recordar que son más de 3000 millones de personas en todo el mundo las que dependen de recursos hídricos que cruzan fronteras nacionales, lo que presenta un desafío significativo.

Y sorprendentemente, sólo 24 países tienen acuerdos de cooperación para todos los recursos hídricos compartidos, revelando en este Día Mundial del Agua 2024, la necesidad urgente de una colaboración más extensa.

Día Mundial del Agua 2024: Agua para la paz

Cuando el agua es escasa o está contaminada, cuando el acceso es desigual o inexistente, las tensiones entre comunidades y países pueden aumentar. Esto se convierte en una fuente potencial de conflictos.

Por eso es que el lema del Día Mundial del Agua 2024 es: Agua para la paz, como una forma de subrayar la importancia de abordar la gestión del agua de manera global.

En un mundo afectado por el cambio climático y con una población en constante crecimiento, es esencial que los países se unan para proteger y conservar este recurso vital.

La salud pública, la prosperidad, los sistemas alimentarios y energéticos, la productividad económica y la integridad ambiental dependen de una gestión adecuada y equitativa del ciclo del agua.

Agua para la paz

El lema de este año, en el Día Mundial del Agua 2024, «Agua para la paz», destaca la importancia de la cooperación en la gestión del agua. La ONU propone que cuando las naciones cooperan en asuntos relacionados con el agua, se desencadena un efecto en cascada positivo.

Esta colaboración promueve la armonía, genera prosperidad y fomenta la resiliencia frente a desafíos comunes.

Es fundamental reconocer que el agua no es simplemente un recurso a explotar o por el cual competir. Es un derecho humano, esencial para todos los aspectos de la vida.

En el Día Mundial del Agua 2024, la ONU hace un llamado a la acción colectiva, instando a que todos nos unamos en torno al agua y la utilicemos como un medio para construir la paz.

Establecer las bases para un futuro más estable y próspero implica reconocer la importancia crítica de este recurso compartido y trabajar juntos para su gestión sostenible.

Danielle Vernier

Periodista y escritora especializada en empresas, sostenibilidad, medioambiente, política y sociedad.

146 Comments

Leave a Reply